martes, abril 01, 2014

El SAYON



Preludio:

Había despertado otra vez, asustado de la oscuridad, de la noche que lo envolvía y le arrebataba toda luz, se levanto exhausto, en su casa el silencio reinaba, fue a la cocina en busca de un vaso de agua, en la mesa el periódico del día anterior anunciaba la aparición del cadáver de una muchacha llevaba días desaparecida, regreso con el vaso a su habitación y sin querer tropezó con los pies del cadáver, lo miro enojado y se le acerco:
Era una muchacha de cabellos rojos, parecía estar soñando, Alberto le susurro:
-         ¿Sueñas con la muerte? (acariciando las mejillas blancas)...lastima que no eres ella, te hubiera dado un bonito regalo.

Melancólico se aparto del cadáver, corrió las cortinas de su habitación para que la luz pudiera mantener las sombras acorraladas, se dio vuelta y observo extasiado las fotografías a modo de collage de varias mujeres pelirrojas, encerradas en círculos. 

No hay comentarios.: