domingo, diciembre 21, 2014

las 12 vidas de Eliezer


Se obligó a memorizarlo tantas veces como fuera posible, para que en su memoria quedara registrada nítidamente la cantidad de pasillos, celdas e incluso la coloración que distinguía una pared de otra, tenía la certeza de que apenas comenzaran los preparativos ocurriría el descuido que necesitaba para escapar, atenta a los cambios de guardias, a los minutos que tardaba cada ronda, nada podía fallar, en realidad nada podía fallar, ella debía huir, había visto una muestra de lo que sería su destino, alrededor de las llamas, los doce invocaron los sueños del destino y ellos no podían mentir, las imágenes no podían ser falsas…o sí?.

El invierno había llegado pero en las celdas, siempre habia calor, un calor sofocante y húmedo, que los envolvía en un estado de desesperación, provocando que muchos golpearan sus cabeza contra las paredes esperando alejar la realidad de sus cuerpos, tantos hombres como mujeres eran rapados y marcados a hierro candente con la letra de su delito, la de ella había sido marcada en su cuello, y cada vez que la tocaba recordaba las llamas y su “verdadero” destino.

Las festividades de mayo comenzaron bien entrada la noche y de vez en cuando se podía escuchar el estrepitoso tambor de algún músico principiante, los guardias aún no había sido cambiados y los que aguardaban estaban impacientes e irritados, golpeando a quien cayera en su línea de mira, después de haber atacado al preso de la celda contigua ingresaron a la de ella, basto un golpe certero en el abdomen para que cayera en seco, mientras la jarana se vivía en las calles, en las mazmorras solo había terror, pero ocurrió lo que había intuido, esta vez solo un guardia entro dejando la puerta de su celda abierta, todo ocurrió con una lentitud extraordinaria, con un pedazo de roca que había guardado para esta ocasión, azoto con fuerza inusitada el cráneo del guardia, sin perder tiempo y con una rapidez sobrehumana se abalanzo hacia donde se hallaba el otro guardia, pero un golpe certero en su mandíbula hizo que perdiera el equilibrio, impulsada por el deseo de vivir se obligó a sí misma a recuperarse, entonces golpeo con la roca el rostro del guardia con tal violencia que se la partió la mandíbula , sin esperar su caída abrió de un golpe la puerta principal y corrió con todas sus fuerzas por el largo pasillo que separaba las mazmorras del patio central, hacia final del corredero estaba la puerta a su libertad, una puerta negra con remaches de metal, donde un diablillo rojo sonreí con malicia, empujo con toda sus ansias el último obstáculo, y se vio envuelta por la luz una fogata.
Por temor había mantenido sus ojos cerrados, esperando calmar su respiración, el viento cálido seguía llegando sobre su rostro.
— ahora lo sabes. — dijo octubre
— ¿cuándo? — logro articular.
— Todo depende si quieres escuchar los 11 cuentos faltantes. — respondió Diciembre.
Entonces ocupo el espacio que le habían reservado, alimento el fuego con un par de leñas y espero que a Noviembre continuara el relato.

martes, diciembre 16, 2014

Cebo



Traigo en mis venas Vino ardiente, ardiente vino,
Que consume lo omnipresente, lo eterno
De la sicalíptica que quiso ser Diosa
Por creerse loca, entre sorbo y sorbo
De carne herida, Surgió
Agitada… ofuscada
Ansiaba la sed

                         Sed
                               Sed
                                     sed
substancia
que cae eternamente
                                    tal-
                                    vez- 
                                    sea-
                                      lo- 
                                    mismo
volar sobre el azar
entre el silencio y lo eterno

y la sed
y la sed
y la sed

Icaria quiere ser entelequia
Ser dolor terco, 
Que nace y se extingue en el 
segundo éxtasis.

lunes, noviembre 24, 2014

Pa pusti me


Pa pusti me (bosnio: Déjame así)

Déjame así
Transfigurada
Perdiendo poco a poco
La eternidad

Déjame así y
Empero
Traicionemos versos
Anunciando
Dioses de neón
En calles bastardas
              Icaria se retuerce y sueña en su propio génesis
Regresemos al insurrecto
Esta lengua desbocada
Es guerra
Mi poesía
Es  hoguera
Que devora  todo
Icaria sueña ser sombra
Se entierra en la tierra
Aterrada
Déjame así
Diosa
De un tiempo transparente
De un Santiago viciado y apocalíptico
Déjame así
Concentrando el suspiro entre nosotros
Y un deseo rechinar en secreto

Icaria  anida en  espejos vagabundos, esperando en grito del tiempo

martes, noviembre 18, 2014

infinito



Se obligó a memorizarlo tantas veces como fuera posible, para que en su memoria quedara registrada nítidamente la cantidad de  pasillos, celdas e incluso la coloración que distinguía una pared de otra, tenía la certeza de que apenas comenzaran los preparativos ocurriría el descuido que necesitaba para escapar, atenta a los cambios de guardias, a los minutos que tardaba cada ronda, nada podía fallar, en realidad nada podía fallar, ella debía huir, había visto una muestra de lo que sería su destino, alrededor de las llamas, los doce no podían mentir, las imágenes no podían ser falsas…o sí?.
El invierno había llegado pero en las celdas, siempre hacía calor, un calor sofocante y húmedo, que los envolvía en un estado de desesperación, muchos golpeaban sus cabeza contra las paredes esperando alejar la realidad de sus cuerpos, tantos hombres como mujeres eran rapados y marcados a hierro candente con la letra de su delito, la de ella había sido marcada en su cuello, y cada vez que la tocaba recordaba las llamas y su “verdadero” destino.
Las festividades de mayo comenzaron bien entrada la noche y de vez en cuando se podía escuchar el estrepitoso tambor de algún músico principiante, los guardias aún no había sido cambiados y los que aguardaban estaban impacientes e irritados, golpeando a quien cayera en su línea de mira, después de haber atacado al preso de la celda contigua ingresaron a la de ella, basto un golpe certero en el abdomen para que cayera en seco, mientras la jarana se vivía en las calles, en las mazmorras solo había terror, pero ocurrió  lo que había intuido, esta vez solo un guardia entro dejando la puerta de su celda abierta, todo ocurrió con una lentitud extraordinaria, con un pedazo de roca que había guardado para esta ocasión, azoto con fuerza inusitada el cráneo del guardia con una rapidez sobrehumana se abalanzo hacia donde se hallaba el otro, pero un golpe certero en su mandíbula hizo que perdiera el equilibrio, impulsada por el deseo de vivir se obligó a sí misma a recuperarse, entonces golpeo con la roca la mandíbula del guardia con tal violencia que se la partió, sin esperar su caída abrió de un golpe la puerta principal  y corrió con todas sus fuerzas por el largo pasillo que separaba las mazmorras del patio central, hacia final del corredero estaba la puerta a su libertad, una puerta negra con remaches de metal, donde un diablillo rojo sonreí con malicia, empujo con toda sus ansias el último obstáculo, y se vio envuelta por la luz una fogata.
Por temor había mantenido sus ojos cerrados, esperando calmar su respiración, el viento cálido seguía llegando sobre su rostro.
— ahora lo sabes. — dijo octubre
— ¿cuándo? — logro articular.
— Todo depende si quieres escuchar los 11 cuentos faltantes. — respondió Diciembre.

Entonces ocupo el espacio que le habían reservado, alimento el fuego con un par de leñas y espero que a Noviembre continuara el relato.

martes, noviembre 04, 2014

El cazador


Polonia 1939


La alarma contra bombarderos se escuchaba por toda la ciudad, el ruido de los motores de los Messerschmittt 109 E, aviones especializados en ataques, se oían a kilómetros de distancia, las calles estaban casi desiertas, a excepción de Aubel que caminaba tranquilamente, cubierto por una gabardina y sombrero de copas, una vestimenta algo llamativa para el momento, algunos edificios empezaron a explotar en la distancia, y justo frente a él se encontró con un Ghoul:
El Ghoul se deslizó entre las sombras, como una serpiente sin emitir ningún ruido, en las lejanías se escuchaba el estrépito de las bombas y de vez en cuando un edificio se derrumbaba en algún lugar cercano, de pronto una garra larga y negra se abalanzó sobre el cuello de Aubel, y por una milésima evitar el corte a su yugular, utilizando sus pies se impulsó hacia atrás para alejarse, al mismo tiempo que desenfundó de su gabardina dos dagas plateadas, y antes que el Ghoul se volviera a esconder enterró una daga en su pecho y con la otra cercenó su cuello, el cadáver se deshizo en instantes mientras las alarmas del bombardeo se extinguían con el amanecer, la ciudad humeaba, rodeada de ruinas, con sus muertos destrozados, algunos soldados alemanes comenzaban a patrullaba las calles, Aubel caminaba sigilosamente evitando el contacto con los militares, se metió por laberínticas callejuelas tratando de no ser visto, sin embargo fue que al doblar una esquina un jeep “wellys” lo intercepto, y de él bajaron cinco soldados, que lo rodearon rápidamente, uno de ellos lo empujo contra la pared, Aubel saco sus dagas pero varias walter P38 le estaban apuntando, fue entonces que con un movimiento rápido cortó la garganta del soldado más cercano, pero los cuatro restantes se transformaron en Ghouls y lo obligaron a subir el jeep.


Había sido llevado dentro de una de las oficinas que la policía nazi había creado en una mansión requisada, en la sala de visita estaba sentado viendo televisión Zagiel uno de los jefes, con sus botas de cuero y sus pantalones con bombacho miraba divertido una comedia:
— Llevenlo a la sala .— dijo el viejo sin mirarlo
— no me podrás sacar ninguna información. — respondió molesto.
Un objeto pesado golpeó el cráneo de Aubel que aflojo sus piernas y lo hizo desplomarse sobre el piso de madera.
Cuando recobró el conocimiento se hallaba en una habitación manchada de sangre:
— Déjame contarte cómo fusilan aquí: te desnudan completamente, para que la ropa no se estropee y te ponen en la cabeza una capucha de fieltro, porque cuando te pegan el tiro en la cabeza, tus sesos por el suelo no se desparramen.
Zagiel hizo una seña y un enano de ciudad apareció en la sala, lanzando un par de golpes hacia el rostro de Aubel, la sangre comenzó a fluir de su nariz y boca, Zagiel se paseaba de un lado a otro con sus manos apoyadas en sus espaldas:

no entiendo ese gran ego que tienen los cazadores, ese ideal de sacrificio — Zagiel deslizo su dedo por el chorro de sangre que surgía de la frente de Aubel, para luego llevarla a su boca, y saborear con éxtasis la pequeña muestra.

— Es la satisfacción…por cada cazador muerto, vendrán más…hasta acabar con ustedes.
Zagiel se rió largo y extendido,  camino hacia un rincón donde un antiguo guardarropa se erguía cubierto de tela, el viejo lo destapo y abrió sus rechinantes puertas de su interior comenzó a extraer diversos cráneos que fue tirando al suelo sin importar que alguno se quebraban, en total contó 60 cráneos, respiro hondamente y se acercó nuevamente al cazador.

— Que vengan!!! Comenzare mi colección de nuevo!!.

El cazador cerró sus ojos, y comenzó a respirar agitadamente, sabía que entre los restos podía estar ella, empezó a gritar mientras se convulsionaba, su piel y ropa comenzaron a desgarrarse y mientras las vísceras caían al suelo, el viejo había dado la orden de contenerlo, pero la transformación no podía detenerse, un gran lobo gris se agitaba en la sala, su ardiente aliento se sentía en la habitación, los Ghouls llenaron la sala transformados en las criaturas viscosas que eran, el viejo fue el primero en atacar, pero el gran lobo de un zarpazo lo partió en dos, segundos después la habitación estaba llena de entrañas y sangre, Aubel ya transformado en humano camino hacia la puerta que conducía al exterior, desnudo evoco al espíritu del fuego para quemar todo rastro, la mansión en minutos fue consumida por las llamas, en el ante jardín apoyado en el jeep le esperaba un Enano de “la hermandad” sin cruzar palabras deposito a sus pies un paquete que contenía ropa y la próxima misión de Aubel, de lejos las sirenas de los bomberos se confundía con el ruido de la ciudad, la gente comenzó a llenar de vida las calles de Polonia y Aubel se mezclaba nuevamente en la multitud.

sábado, noviembre 01, 2014

La "mecha"



Esta es la procesión de "la Mecha"
que " Mecha"?...esa " Mecha"
la reina delirante
la can amarilla
la que hacia milagros con 20 lucas
y  pastillas
esa mecha de sangre holandesa, según ella
 y algún mulato español
 la combinación mas rara de chilena rota
 y engreída burguesa.

uno a uno van marchando
diablos rojos, derroteros, duendes y espíritus
grande mecha, bruja, sátira, libertina,
Reina de lupanares
dueña del mapocho.

 el cachuo celebra con saltos y cerveza
esta noche la Mecha esta en su mesa

esa es la mecha
la mas mala de todas
al son de una cueca la despiden sus amantes
viejas locas, taxista, diputados
y aunque  es secreto también algunos jefes de estado

 el cachuo celebra con saltos y cerveza
esta noche la Mecha esta en su mesa

ahí va la mecha con el ataúd abierto,
bien pintaa, bien vestíaa
a la mecha le gustaba marcar tendencia

 y el cachuo celebra con saltos y cerveza
esta noche la Mecha esta en su mesa

travestís, putas y rotos
transportan el trono
de esta reina
y el cachuo celebra
esta noche hay cerveza!!!






sábado, octubre 25, 2014

Inbumche




Había sido arrestado un par de veces por robo en menor grado, pero como no existía justicia criminal, le dejaban libre al poco tiempo, pero esta vez la cosa fue más seria: la golpiza que le propino al muchacho casi lo llevo directo al hospital, lo mantuvieron encerrado en el cuartel durante 48hrs, esta vez creía firmemente que acabaría sus días en la cárcel,pero para su sorpresa fue nuevamente soltado por un fiscal incompetente . 
Una vez suelto camino hacia estación Mapocho, donde comenzaba la mejor parte del parque forestal, allí encendió un pito para calentar el cuerpo mientras esperaba la llegada de sus amigos, en un momento de silencio no pudo evitar imaginar cómo hubiera sido su vida antes del accidente, pero el grito ahogado de una mujer lo saco de sus ensoñaciones miro alrededor pero la oscuridad de la noche no lo dejaba ver bien, entonces volvió a escuchar un ruido, esta vez noto entre unos árboles dos figuras forcejeando, era algo que realmente no le interesaba saber, pero entonces una de las figuras se separó violentamente y corrió hacia donde el estaba, era una mujer con el rostro aterrorizado que le pedía ayuda, ella estaba a punto de alcanzarle pero la otra figura se deslizo tan rápido que en un pestañeo, ella desapareció de su vista, el pito había caído al suelo mientras permanecía pasmado y tratando de reaccionar ante lo que había visto, entonces apareció frente a él con el rostro ensangrentado de largos colmillos sobresaliente de su boca, intento arrancar pero el hombre había aparecido frente a él arrinconándolo con su propio cuerpo, fue entonces que sintió un dolor en su cuello y un líquido caliente comenzó a caer de su cuello, fue todo lo que pudo sentir antes de rendirse ante un pesado sueño.
Abrió sus ojos sorprendido ante el intenso dolor que sentía y que paralizaba sus entrañas, estaba colgado del techo completamente desnudo, en medio de una habitación con olor a sangre, de pie mirando los últimos restos de la noche estaba el hombre del parque.
Lo rodeo con una sonrisa y con la punta del dedo índice trazo el primer corte en su abdomen, la sangre comenzó a brotar lentamente mientras lamia la herida subido a un éxtasis que solo los de su especies viven, una vez satisfecho trazo otro corte en el pecho y otro y otro si dejar de mirar fascinado la expresión de horror, pero lo que más le gustaba eran sus gritos, siempre le gustaron los gritos, bebía de cada herida hecha, su lengua reptil absorbía como papel secante la sangre que manaba, después de unas 6hrs de gritos, sangre y temblor, decidió que ya había jugado lo suficiente, empujando su lánguido cuerpo como un péndulo:
— Después de un tiempo, se vuelve fastidioso — mirando la expresión desvalida de su víctima —esto de torturar… pero es necesario, todo es necesario.
Detuvo el balanceo de su víctima y saboreo nuevamente su boca, tomándose todo el silencio posible..
— A través de la sangre…yo te libero — y volvió nuevamente a crear heridas sobre las heridas, hacia el final de la noche, había cortado brazos y piernas, con sumo cuidado había cauterizado los muñones del pobre infeliz.
— A través del dolor intenso….solo atreves de este…— decía mientras se relamía las manos.
Con la misma brutalidad del principio cosió los parpados y la boca, para luego terminar marcando su piel con el símbolo del Wekufe, el demonio había terminado su trabajo, el que otrora había sido un hombre imperfecto ahora renacía como un imbunche que flotaba en medio de la habitación, no necesitaba miembros solo su mente perfeccionada a través del dolor extremo.

este cuento participo en pxrl tale de Baradit, la versión varia en el foro.

Instrucciones para volar


Para volar
no es necesario ser poeta
Confusiones involucionadas
de palabras Resacadas
el individuo, Primero
deberá flectar las piernas
y levantar los brazos en forma de V
 con total solemnidad
deberá gritar
"che sera, sera"...indefinidamente
cuidado!, en esta etapa tantos fachos, derechista y toda la jungla política
se sentirá atraído por los gritos
en ese caso deberá fumar un pito
escuchar metal
y con un espejo mostrar sus rostros,
se dice que estos jotes no soportan la verdad
ni siquiera la verdad de sus rostros

entonces el paniagudo
una vez liberado
deberá hincar la rodilla
hacia el absoluto
y de un salto a
la memoria esculpirá ídolos nuevos
decretando el momento indolente.

viernes, octubre 24, 2014

Alma vagabunda



alma vagabunda

que orquesta
gritos y gemidos
te invocan infame
 salmos libertinos
 en tu pecho
se ahogan suspiros
excomulgando 
sicalipticas 
ofrendas
sedienta de historias
Rebus sic stantibus
pacta sunt servanda

jueves, octubre 23, 2014

lunes, octubre 13, 2014

Sin fin


El sonido de la lluvia al chocar contra el metal producía un triste compás, una tenue melodía que solo puede acompañar al silencio desolador que queda tras una larga batalla, los cuervos y otras alimañas se estaban procurando un gran festín con los cadáveres, pero lo único que podía escuchar era su propia respiración, lenta y pausada, el dolor le palpitaba las entrañas, el cansancio estaba provocando que sus piernas no resistiera el peso de su cuerpo y aunque sabía que en cualquier momento colapsaría se negaba a detenerse, con el apoyo de su espada se obligó a si misma a seguir caminando.
Los devoradores de almas comenzaron a surgir desde las sombras, la putrefacción de la carne los había convocado, jamás se presentaban ante los vivos, por eso sus sombras la rodeaban
esperando su caída, pero su misión no había terminado, no hasta matar con sus
propias manos al caballero verde, que había desencadenado todas sus desventuras, aquel que había arrasado su hogar, su pueblo, su gente, entonces ocurrió algo totalmente inesperado, los devoradores de alma empezaron a cercarla, aquellas criaturas actuaban bajo la regla de los caídos, pero esta vez su sed había aumentado y se hacían presente mostrando su horrible forma carroñera, la atacaron en grupo bebiendo su energía vital, sintió entonces el desplome de
quienes son arrastrados a la oscuridad se aferró con todas sus fuerzas a la poca vida y entonces la hechicera apareció, invoco la “albor de Inanna” y las criaturas se desintegraron en un haz de luz, la hechicera entonces enterró su báculo en el campo de batalla, alejando a toda criatura a kilómetros, una vez hecho el campo protector, camino raudamente hacia la guerrera la tomo entre sus brazos e invoco “la sanación de Gula”, la guerrera sintió como una energía cálida la envolvía , su cuerpo fue restaurado  al instante, la magia también restituyo su armadura y la pesada Claymore, mágicamente el sol despunto como un día de primavera, sin esperar alguna frase la guerrera la hechicera se acercó suavemente y beso sus labios con ansias dejando que su
lengua le traspasara el dulzor de un primer beso, la guerrera se apartó sorprendida y con un movimiento ágil tomo su Claymore y le apunto, pero la hechicera ni se movió, ni reacciono ella simplemente le sonrió: “ahora eres mía, hicimos un pacto”.
Instintivamente la guerrera toco sus labios, comprendiendo que el beso fue el sello de aquel pacto a la que estaba atada, bajo su Claymore y se arrodillo frente a la hechicera, esperando que diera su primera orden, la hechicera le indico que la siguiera a su nuevo hogar.
Y entonces todas las sombras se
alzaron
Y Atacaron
La hechicera recito los encantamientos
y la guerrera alzo su espada, la batalla nuevamente comenzaba

miércoles, octubre 08, 2014

sábado, septiembre 27, 2014

secreto



Yo sé de tu secreto carnívoro
Aquel que se escapa de tus labios
Aquel que juega al olvido
Llevando al límite tu carne estremecida
Aquí tienes mi lengua
Que devora y escupe
Pardales verbos
Hoy… dejare mi indolente paciencia
Me volveré atea de mi misma

Mañana…Arbitrare tu caída

miércoles, septiembre 24, 2014

Busco pega



Busco pega
No quiero ser cajera
No quiero atender público
Busco pega
No quiero andar en la calle
No quiero usar uniforme
Busco pega
No quiero entrar muy temprano
Y No quiero salir muy tarde
Busco pega
No quiero que sea lejos
Que sea cerca de casa
Busco pega
No quiero cumplir metas
No quiero “ponerme la polera”.
No quiero ir a cursos motivacionales
O saludar al gerente que solo veré dos veces al año.
No quiero pedir permiso para ir al baño
No quiero que mi almuerzo dure una hora
No quiero Break de 5 minutos
No quiero hacer fila en el casino
No quiero que me pidan horas extras
No quiero ser “amiga” del "super"
Ni estar discutiendo con “recursos humanos”.
Busco pega 
mi curriculum avala mi experiencia


lunes, septiembre 22, 2014

En mis sueños




En mis sueños
Mis pies caen del cielo
Y La mujer pájaro
Gime
Mi cuerpo tiembla
Prorroga doliente
y La mujer pájaro… gime
En mis sueños
Yo soy la Diosa
la madre de todas las sombras
La mujer pájaro vibra en mis venas…
y gime…gime
Soy la voz emancipada
Al otro lado del tiempo
Soy el suspiro amortajado
La mujer pájaro

El tumulto que se levanta en mis ensueños

jueves, septiembre 18, 2014

gomen na sai

hay muchos cuentos que aun no he corregido, por falta de ganas sobre todo los mas antiguos, pero les prometo que cuando reciba la luz divina los arreglare....

martes, septiembre 16, 2014

El sueño de Andres

El sueño de Andres
mi cuento ganador en fantasista de hierro


http://fantasiaustral.cl/web/el-sueno-de-andres/

Con el rostro ensangrentado y los ojos en tinieblas luego de cruzar el bosque en la oscuridad, lo condujeron hacia el interior de un edificio por largos pasillos cenicientos, atravesando una gran puerta de metal Laureano sólo para encontrarse con otro gran pasillo, cubierto este por una alfombra roja como la sangre que contrastaba con el traje harapiento que le colgaba de su cuerpo lleno de  hematomas. Otra puerta se abrió frente a él, de golpe, y uno de sus captores lo empujó hacia el interior. Se vio enceguecido de un momento a otro por una gran luz proveniente del techo falso que iluminaba un gran salón de marfil coronado por tres sillas plateadas en las que tres ancianos elfos le esperaban.
Un hombre delgado de piel amoratada y largo cabello plateado se levantó del asiento principal:
—Bienvenido a nuestro consejo —dijo el hombre mientras caminaba a su alrededor con las
manos a la espalda, como si se estuviera conteniendo—. No era nuestra intención convertir esto en un interrogatorio más, pero usted se niega a cooperar.
—Si no mal recuerdo… estaban ansiosos por convertirme en un “ejemplo”—contesto Andrés.
—Tiene usted una opinión muy baja de nosotros, no lo entiende, lo único que debe usted hacer es resarcir el daño causado —dijo el otro anciano—. No pedimos más.
FdH award
Fantasista de Hierro
Septiembre 2014
—Modificó usted las realidades para beneficio propio —gritó desde una esquina otro anciano—, desencadeno una serie de no-nacimientos imperdonables.
—Fuimos claros en que ambos mundos no debían mezclarse —el anciano de cabello plateado tomó nuevamente la palabra— ahora deberé…
Andrés, con una fuerza impensada para un hombre tan maltratado, empujo al guardia y corrió hacia la puerta. En el umbral lo esperaba un soldado con la espada desenvainada y el fuego en los ojos: Andrés se lanzó contra él.
—¡No lo mates!— escucho a su espalda al tiempo que caía al suelo con una gran mancha roja creciéndole en el pecho.
Despertó por el frio. Era a mediados de agosto, el parque estaba casi vacío excepto por algunos chicos que bebían a escondidas entre los árboles. Se tocó el torso: no sentía dolor en el pecho y tampoco tenía la mancha de sangre, sin embargo recordaba la herida.
A su lado dormitaba Adela, que con voz soñolienta le pregunto si ya había regresado. Él la estrecho aún más entre sus brazos, creyendo por unos segundo que todo estaría bien, sin embargo un policía lo despertó golpeándole suavemente el hombro con el bastón.
—Esto aún no acaba, muchacho —dijo, y acto seguido se marchó.
Adela, apretando tiernamente su mano, sacó del bolsillo un pisapapeles luminoso en cuyo interior aún flotaba el encantamiento: mientras lo tuviera, no todo estaría perdido.

sábado, septiembre 13, 2014

Pasquin!!!

Con mucha alegría los invitamos a disfrutar el lanzamiento del Pasquín "Arbitristas de Ciencias Especulativas" N°01/2014 de la Editorial Opalina Cartonera. Será una ocasión mágica y peligrosa en la que presentaremos por vez primera a los integrantes del Taller de Poesía y Autoproducción 2014 de la Editorial Opalina Cartonera.

Los esperamos a todos para lanzamiento
con la lectura especial de los Arbitristas:
MAXIMILIANO BOLADOS
JUAQUÍN EGUREN
ELI CÁRDENAS
DANIELA NÚÑEZ
ROMY RIQUELME
CLAUDIO CORNEJO
CAMILA BÉ CONTRERAS

más nuestros anfitriones especulativos:
MACARENA YUPANQUI
& JHON BACANALÉS

Música:
ROGER WATERS + THOM YORKE

Los sumergentes se toman EL CHANCHO SEIS este próximo VIERNES 10 de OCTUBRE a las 20.00 hrs. Los esperamos con poesía & música en vivo!

La actividad se financia gracias al aporte voluntario y la venta de los pasquines ($2.500 c/u)!!

Huérfanos 3025, barrio Yungay, Santiago (a pocos metros del Metro Quinta Normal, ya pasos de la Biblioteca de Santiago)

Esto es ...




Esto es lo mas malo que eh escrito
lo hice para matar el tiempo
para que me vieran que estaba escribiendo
lo hice por cumplir
yo quería hablar temas cercanos
para que?
en cuanto a que?
a quien?
...no lo capte...
esto es lo mas malo que eh escrito
...fue una tortura...

lunes, septiembre 01, 2014

Mujer Pajaro


Yo mujer-pájaro

dueña de la oscura obscenidad

sobre mis pechos

he sembrado
                      el silencio caótico

sobre mi rostro

                        inmaculado

se transfigura la diosa

creadora de antifrasis

miércoles, agosto 27, 2014

somos



ni la maldición de la carne
Ni la misa del santo padre
Ni el más maricón de nosotros
Se escapa de esta progenie odiosa
SI!
Somos los despojos de una época
SI!
 Solo cogoteamos los  miércoles
 Tratando de consumir nuestra ira
de  quienes escriben poesía
porque nosotros   vivimos de las palabras

Trasmutadas y cometemos apostasía.

martes, julio 29, 2014

Que importa



Que importa si digo “micro”
Que importa si lo llamaron transantiago
o si antes soñaba apoyada en la ventana
Y no me dolía pagar el pasaje
Que importa si buscaba tú reflejo en cada escaparate
Como excusa de mi fe.
Que importa si ahuyentaba los fantasmas de Santiago
Y tomaba terremoto con el anticristo
Que importa si cayó la tarde ante mis pies
Y me declare insoluta
.. ...Bruja....
Tantas veces te han conquistado
Que la sed se ha vuelto metáfora.

martes, julio 22, 2014

la criatura (arcanepunk)



Hacía más de una semana que los cables llevaban los impulsos electromagnéticos
al cerebro, y por más que los doctores inyectaban
adrenalina y una que otra proteína mutada, la criatura seguía sin cobrar vida, los nanorobots ya habían reconstruido en su
totalidad el cuerpo físico y habían hecho incluso una mejora genética, pero la
criatura simplemente se rehusaba a vivir.
Con la frente sudorosa y la
mirada enajenada el Doctor Sion repasaba una y otra vez los procedimientos,
buscando el posible error, busco en los componentes alquímicos, por si alguno
hubiera faltado, pero todos estaban en perfecta correspondencia, fue entonces
que la alarma de seguridad comenzó a sonar, de inmediato las salas se cerraron
y el con su criatura quedaron completamente aislados, de fondo se podía escuchar
disparos, gritos y montones de pasos apresurados, pero el doctor Sion no tenía
tiempo para esas escaramuzas, volvió a su escritorio, encendió la laptop holográfica
y comenzó a escribir ecuaciones cuánticas, una vez más los disparos lo
desconcentraron, grabo lo poco y nada que había hecho y se dirigió al tubo criogenico donde su
criatura descansaba, entonces a su espalda la puerta blindada comenzó a tomar
una tonalidad rojiza y al segundo la puerta exploto crenado una fuerza de
impacto que lo dejo desmayado contra la pared, del exterior entraron dos
shadowrunner, un hechicero elfo de elemento fuego con las manos aun
incandescentes y un enano cargado con una metralleta de triple tracción y
municiones biomecánicas, mientras el enano vigilaba la entrada, el elfo se dirigió
hacia la criatura e invocando antiguos hechizos provoco que el tubo criogénico se
deshiciera como mantequilla, la criatura que en esos momentos parecía un reptil
heterogéneo, comenzó rápidamente a mutar ante los ojos fascinados del elfo.
— Pero que mierda está pasando?— pregunto enojado el
enano.
— Algo totalmente inesperado— comento alegre el elfo.
Un brazo delgado se alzó entre el
vapor y los restos de material biológico, seguido de un torso femenino y los
terribles gritos de dolor de la neófita,
el elfo por primera vez en su larga vida de mercenario, sintió compasión
por la criatura se acercó lentamente con gesto paternal y la envolvió con su capa.
— “Bienvenida al mundo”.— le susurró al oído.
De su bolsillo derecho extrajo la daga dorada, cercenando el cuello de la neófita,
la sostuvo entre sus brazos mientras la sangre salía a borbotones y la luz de
sus ojos comenzaba a oscurecerse, cuando dejo de moverse el elfo la tendió en el
suelo, se dirigió hacia la laptop holográfica y descargo un virus que en
segundos borro toda la información del complejo, el enano dejo una granada de bajo
alcance y ambos se marcharon con la explosión en sus espaldas.
El fuego consumió absolutamente todo, dejando un rastro negro de cenizas, sin embargo, de pie apoyada en la pared, con su cuerpo cubierto de hollín la criatura regeneraba sus partes dañadas, con la torpeza de un recién nacido camino hacia el exterior de laboratorio perdiéndose en la oscuridad de los pasillos.

lunes, julio 07, 2014

la dueña de las calles





Era la dueña de las calles, ahumada, puente y Mapocho eran míos por abandono, voy completamente convencida que  encontrare por ahí  mi corona, a las cinco de la mañana  parte mi legado esparcido  en el pavimento,  entremedio de los edificios  y sobre el parabrisas del chofer que me cobra 500 hasta Maipú.


jueves, julio 03, 2014

Luna de acuario

experimentando nuevamente con la poesía erótica....


Luna de Acuario 
De sexo rojo y jadeante
Cuerpo Proyectado
De Lógica binaria
Reconstruyo  el amago
De tu conciencia encriptada
Aspiro a estremecerte y a invocarte
De esta realidad insaciable
                                                      Esta carne
                                                                           Anhelante se estremece
Somos
            esclavos
                             de nuestra
                                                crápula
Soy la sagrada
Exponente constante

La Sádica acuariana

miércoles, junio 25, 2014

Cautiva




Despertó en la oscuridad, esa  oscuridad que casi devoraba todo, salvo por  una tenue luz proveniente de la minúscula ventana que irracionalmente estaba construida en el techo de lo que parecía ser una pieza pequeña
La habitación olía a humedad y a tierra,  se hallaba encima de un colchón cubierta solamente por un camisón, no podía ver absolutamente nada, instintivamente acerco sus manos y palpo su rostro, se dio cuenta entonces que tenía una tela que le cubría los ojos, intento levantarse apoyándose lentamente a la pared, el piso era terroso  y helado, siguió pegada a la pared recorriendo toda la habitación de izquierda a derecha, buscando alguna puerta por la cual salir, pero se le hacía difícil sin su vista, derrotada se arrodillo en el congelado piso, tratando de recordar lo último que hizo, pero los emociones sele agolpaban en su mente, trataba de ser valiente , pero tenía tanto miedo que desesperada grito todo lo que pudo, golpeo con sus manos las paredes, recito todos los garabatos que se sabía, pero no hubo respuestas, el silencio continuaba, la oscuridad también.
Diego había entrado a su habitación la cama estaba sin hacer y había una inusual cantidad de ropa tirada en el suelo, sin embargo llego directamente a sentarse frente al computador, y al encenderlo basto que diera un clik a un icono y una ventana se abrió mostrando a una muchacha con una venda en los ojos llorando en la oscuridad, su lengua humedeció sus labios y no pude evitar, aunque nadie lo supiera, aunque ella no lo sintiera roso su dedo en la imagen.
No recordaba si habían pasado horas o ya había pasado un día, recorrió una y otra vez la habitación memorizando con sus manos la forma de las paredes, cualquier detalle, cualquier hendidura y entonces escucho unas pisadas, se detuvo en seco, su respiración aunque trataba de contenerla  se aceleraba a cada segundo, estaba hasta incluso emocionada esperando que su captor abriera esa puerta tan esquiva y terminara con esto, pero los pasos continuaron alejándose del lugar, pensó en gritar nuevamente pero prefirió quedarse callada.
Diego había estado observando los movimientos de la muchacha, y cada vez que ella se movía, el reaccionaba saboreándose los labios, no podía describir la sensación que le producía ni menos dejar de mirarla, solo se apartaba de la pantalla para ir a trabajar.
No había sentido hambre en todo este tiempo, pero si quería ir al baño, la venda aún seguía en sus ojos y hasta el momento nadie había ido a verla, se apartó del colchón y se acercó a una esquina de la pared donde se bajó la ropa interior y con toda la indignidad del mundo se puso a llorar mientras hacía, entonces la puerta se abrió de golpe, y ella se levantó rápidamente, sintió los pasos que venían hacia ella e instintivamente, empezó a mover los brazos asestando golpes en el aire, Pero nada paso se quedó quieta para percibir algún ruido y fue entonces que fue empujada violentamente al suelo, mientras alguien se sentaba sobre ella:
-          No te muevas.
Fue lo único que escucho, entonces la venda que tenía sobre los ojos fue removida.
-          No gires la cabeza, no te atrevas a mirarme.
Un cuchillo carnicero apareció frente a sus ojos, estaba a punto de llorar nuevamente, pero se tapó la boca, la punta del cuchillo le roso el rostro dejándola manchada de sangre, sintió la respiración del hombre es un su oreja y sus manos acariciar sus muslos.
-          Cierra los ojos y pase lo que pase no te muevas
El hombre se levantó del piso, ella permaneció obedientemente en el suelo, entonces sintió que aquel hombre entraba nuevamente a la habitación y que arrastraba algo pesado con èl, era una mujer que lloraba y gritaba, apoyo la cabeza en el suelo, mientras luchaba por no llorar. El hombre vestía un overol blanco y tenía el rostro cubierto con una bolsa de aspillera, la mujer que había arrastrado  también vestía un camisón una vez que la amarro a la pared, volvió a irse.
-          Ya…se fue…-dijo la mujer.- abre los ojos.
La muchacha abrió sus ojos lentamente, frente a ella había una mujer de mediana edad  y vio que cerca de ella había una puerta abierta, todo el temor de su mente se esfume en un segundo, esta era la única oportunidad de poder escapar.
-          Voy…voy a escapar.— dijo algo temerosa.
-          No…no me dejes aquí.
-          Volveré… ¿Cuál es tu nombre?
-          Daniela.
-          El mío Camila, prometo regresar por ti.
Camila estaba a punto de salir de la habitación, cuando el hombre regreso y con un solo golpe la tiro al suelo, le agarro el cabello y la arrastro hasta el centro de la habitación.
-          Te gusta el dolor?
-          No…no por favor…no.
De su bolsillo saco el cuchillo y fue hacia donde Daniela estaba, la apuñalo tres veces en el vientre mientras la Daniela gritaba y escupía sangre, Camila grito al mismo tiempo, el hombre entonces la arrastro donde estaba Daniela ya muerta y la empapo con la sangre.
-          Ves lo que provocas cuando te portas mal?.
Desato las amarras de Daniela la arrastro fuera de la habitación dejando un charco de sangre, Camila aterrorizada no paraba de gritar y llorar, y entonces se dio cuenta que su raptor había dejado el cuchillo en el suelo, temblorosa escondió el cuchillo debajo del colchón justo al tiempo que su raptor regresaba, la empujo contra el colchón se montó encima de ella, y mientras rasgaba su camisón Daniela palpaba el suelo en busca del cuchillo, apenas lo hubo agarrado, apuñalo a su captor en la espalda varias veces, con toda la desesperación y rabia que sentía, cuando sintió que ya no respiraba empujo su pesado cuerpo hacia un lado, se levantó con dificultad y salió corriendo de la habitación, llego a otra habitación, donde había una ventana, una cama, todo normal y un espejo de cuerpo entero, cuando pudo verse toda demacrada, sucia y llena de manchas de sangre, se derrumbó en el suelo y lloro con todas sus ganas, sin embargo su raptor apareció tras de ella, sudado y enojado, le apuntaba con una pistola y descargo los tiros sobre Daniela, ella cayó al suelo inerte.
Entonces escucho una bocina, de la puerta que sería el closet aparecieron dos hombres con delantales blancos.
-          Felicidades Andrés has cumplido nuestra expectativa.
Andrés los miro desconcertado y confundido, detrás de él aparecieron dos hombres más de blanco y le quitaron el arma, lo sacaron de la habitación, mientras los otros hombres se agacharon y revisaron a Daniela.
-          ¿Puedes creerlo, un padre de familia, honrado se convierta en asesino?
-          La próxima será una dueña de casa- dijo el hombre

Ambos abandonaron la habitación